El Gobierno del Estado ha invertido 800 millones de pesos en la pandemia; más del 50% de los enfermos COVID que se atienden en hospitales estatales son derechohabientes del IMSS y del Issste

No voy a permitir que la Salud se politice o se confronte como ha hecho el Gobierno Federal con otros temas, sería una tragedia para Chihuahua; vamos a privilegiar lo más importante que es salvar la vida de las personas, indicó esta mañana el gobernador Javier Corral al hablar sobre el reto que se presenta con el semáforo rojo para la entidad.

Entrevistado por medios de comunicación locales antes de viajar a una gira de trabajo por el municipio de Ojinaga, reiteró que en el tema de la salud “voy a ofrecer siempre nuestra colaboración, intercambiar medicamentos, información, lo que nos falte, como estamos haciendo con el IMSS y con el Issste”.

Añadió que en el Sistema Estatal de Salud se atiende a enfermos de COVID que son derechohabientes del Issste y del Seguro Social, que en el caso del IMSS el director ha manifestado que requieren de una ampliación de sus capacidades, mientras que en la situación del Issste, el Gobierno Federal tiene ahí un reto fundamental para apoyar a sus propias instituciones.

Informó que el Gobierno del Estado ha aplicado ya 800 millones de pesos en la atención de la pandemia y no tiene más recursos. Con la entrada del semáforo rojo, los Ayuntamientos serán los encargados de aplicar multas y esos recursos les servirán para atender la situaciones de la pandemia.

Dio a conocer también que ayer recibió al doctor Fiacro Jiménez, que es el director del área de investigación del Issste, con quien trató algunos temas como que está pendiente la reconversión hospitalaria de este sistema de salud en Delicias.

“He dicho que nosotros no vamos a permitir que un tema tan sensible como el de salud también se vaya a ver afectado por la política, que tenga el asedio que mantiene el Presidente de la República sobre Chihuahua, esta confrontación del Gobierno Federal con nosotros. No, no debemos permitirlo nunca, así como lo hicieron con la seguridad, sería una tragedia para Chihuahua”, señaló el mandatario estatal.

Por eso, ofreció mantener siempre su colaboración, intercambiar información, equipos, medicamentos, pasarse unos a otros lo que falte. “En eso yo no voy a tener ninguna consideración sobre el tema político, lo vamos a pasar de lado, vamos a privilegiar lo que es más importante: salvar las vidas de las personas”.

Al respecto, dijo que lo primero y más importante será avanzar en la reconversión hospitalaria, es decir, seguir ampliando las capacidades.

En el caso del Sistema Estatal de Salud, se requieren de 50 a 80 ventiladores y están pidiendo que se cubran con los que está construyendo la empresa Safran aquí mismo en Chihuahua, aunque dijo desconocer por qué hasta el momento el Gobierno de México no ha accedido a proporcionarlos.

Añadió que el delegado del IMSS en Chihuahua, Arturo Daniel Bonilla y Calderón, informó en el Consejo Estatal de Salud, la necesidad de incrementar 300 camas más en el Seguro Social, pasar de 400 a 700, lo que se entendió ya como un compromiso.

“Ojalá se pueda concretar porque nosotros en nuestros hospitales atendemos a personas tanto del Issste como del IMSS; debo decir, por ejemplo, que tenemos un convenio con el Issste, ellos nos mandan todos los pacientes al Hospital Central Universitario, Jesús Enrique Grajeda”, dijo el gobernador.

Señaló: “Nosotros atendemos a todos porque todos son chihuahuenses, no vamos a dejar de atender a nadie que tengamos que darle atención inmediata”. Dijo que más de la mitad de las personas que se atienden en hospitales estatales pertenecen a otros sistemas, a pesar, reiteró, de que los recursos del Estado ya están muy menguados y se tienen problemas de flujo.

Por eso, señaló Corral Jurado, tuvimos que irnos al semáforo rojo, porque no hay manera de bajar la carga activa en el estado.

Lo primero y más importante, insistió, es la posibilidad de concretar los proyectos federales, concretar el hospital de Delicias del Issste que va a ser un tema fundamental y se tiene la disposición de colaborar en todo y coordinarse en todo con el Gobierno Federal.

Finalmente, comentó que se pidió a los Ayuntamientos que refuercen la vigilancia y hagan que se cumplan las medidas con la activación de los Bandos de Policía y Buen Gobierno y lo que se recaude de las multas, teniendo mucho cuidado de no convertirlas en mecanismos de  recaudación, tengan ingresos para atender la pandemia.