Uno de los episodios más polémicos de la vida de la bella actriz, sin duda alguna fue cuando canceló su compromiso para luego darse a la fuga con Jason Patric.

Fue en la década de los 90 cuando la actriz comenzó a tener una vida rodeada de polémica, fue cuando conoció a su ex prometido Kiefer Sutherland, tras varios meses de noviazgo decidieron comprometerse.

Días antes de que la boda se llevase a cabo, Julia decidió cancelarla por una presunta infidelidad por parte de Kiefer, con una mujer que trabajaba en un club nocturno.

Dejando atrás miles de dólares en su boda, Roberts decidió no voltear atrás y darse a la fuga con Jason para poder partir a Irlanda.

Actualmente la actriz se encuentra casada con el director Daniel Moder, con quien creó una hermosa familia.