Los medios de prueba aportados por el Ministerio Público de la Unidad Especializada en Investigación de Delitos Contra la Libertad y Seguridad Sexual y contra la Familia, acreditaron que, en marzo del 2019, agredió sexualmente a un adolescente de 13 años de edad.

 

Caso en el que las investigaciones ministeriales, permitieron obtener pruebas fehacientes de que el ahora sentenciado, quien fuera detenido por medio de una orden de aprehensión, se aprovechó del vínculo de confianza para agredir a la víctima.

 

La Fiscalía de Distrito zona centro, refrenda su compromiso en el combate a los delitos que lastiman a la sociedad.