La tormenta tropical Nicholas se redujo a un nivel lento sobre el área de Houston el martes después de tocar tierra antes como un huracán.

Nicholas podría potencialmente estancarse en Louisiana azotada por la tormenta y provocar inundaciones potencialmente mortales en el sur profundo en los próximos días, dijeron los meteorólogos.

Nicholas tocó tierra el martes temprano en la parte este de la península de Matagorda y pronto fue degradado a tormenta tropical. Estaba a unos 55 kilómetros al sureste de Houston, con vientos máximos de 65 kph.

Más de medio millón de hogares y negocios se habían quedado sin electricidad en Texas, pero ese número se redujo a alrededor de 375,000 al mediodía del martes, según el sitio web poweroutage.us