Argentina.- Una mujer identificada como Andrea Navarro, de 37 años, recibió 40 puñaladas mientras dormía. Su agresor es su vecino de 17 años.

De acuerdo con la información que se dio a conocer, el ataque ocurrió el pasado 30 de enero mientras la víctima dormía. Luego de ello, la mujer estuvo hospitalizada y hace apenas ocho días le dieron el alta médico.

La víctima se enteró de que el agresor recuperará su libertad a finales de marzo, por lo que se encuentra atemorizada por una posible nueva agresión.

En cuanto a la agresión, se detalla que el joven ingresó a la casa de la víctima por una de las ventanas e inició a atacarla. Por su parte, Andrea se despertó ante las agresiones, sin embargo, no pudo hacer nada para defenderse.

La mujer vive con su hija y su madre, sin embargo, el día de los hechos se encontraba sola, debido a que tenía COVID-19 y se encontraba aislada.

La víctima que labora en un hospital en la especialidad de hemoterapia, indica que pensó que se trataba de un robo. Además, detalla que al principio no reconoció al agresor, pero al verle el rostro se dio cuenta que se trataba de su vecino, el joven a quien conoce desde que tenía cinco años.

Finalmente, Andrea mencionó que nunca tuvo problemas con él o con su familia, por lo que no entiende el motivo que tuvo para agredirla.