La Corte Suprema en Estados Unidos se negó a escuchar las quejas presentadas por la defensa de Joaquín Guzmán Loera, “El Chapo”.

El fundador del Cártel de Sinaloa había pedido al tribunal revisar la legalidad de su extradición, ya que aseguran que estuvo sometido a limitaciones excesivas y punitivas, como negarle acceso a un abogado.

En la petición de la defensa de Guzmán Loera, la cual fue presentada el pasado 21 de abril, también se reclama que “El Chapo”, permaneció en un prolongado confinamiento en solitario. Durante el cual le habrían negado tener comunicaciones internas y externas.

El narcotraficante mexicano también se ha quejado de las condiciones de su reclusión en una cárcel de máxima seguridad en Colorado. En la cual se encuentra desde 2019.

“El Chapo” señaló que su celda es revisada constantemente y que hay cámaras de vigilancia hasta en la sala en la que dialoga con sus abogados.

De igual manera, indica que debido al trato que recibe en prisión, sufre pérdida de memoria, estrés, dolor de cabeza, depresión y calambres.